De la mano con:

Descarga tu app: Google Play | App Store

 


Hola, hoy es lunes e increíblemente marzo no piensa acabarse. Todavía falta la Semana Santa, que para algunos ni tan santa es. Y es que todo el mundo tiene sus prioridades, creencias y necesidades; como el vendedor de salchichas que decía que eran de pura carne, excepto en los días en que la gente no come carne, que ahí decía que las salchichas en verdad eran de harina. Pero bueno, con carne o sin carne, aquí está tu Brifin de hoy.


Hoy te vas a encontrar con esto:

Eximente: algo que deja a una persona libre de una carga, una culpa, una obligación o un compromiso.

Concacaf: Confederación de Fútbol de Norte, Centroamérica y el Caribe.

FARC: Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. Una guerrilla que ha dado mucha agua de beber durante muchos años. Se firmó una paz histórica con ellos hace un tiempo, pero algunos de sus miembros siguieron operando como «disidentes».

Disidente: el que se separa de un partido, religión, gobierno o grupo, porque no está de acuerdo con su manejo.

Informe disidente: cuando un congresista no está de acuerdo –parcial o totalmente– con un proyecto de Ley, entrega su propio informe diciendo lo que quitaría o cambiaría, y por qué.


De tanto penal, ya da pena

Los diputados están metidos de lleno en la discusión del nuevo Código Penal, que ya podría sacar cédula porque sometieron el proyecto por primera vez a principios de este siglo. Los honorables están trabajando ahora en base a un informe de la Comisión Judicial.

Ahí hay muchas cosas nuevas y otras que brillan por su ausencia, pero todo puede cambiar en las próximas semanas. De hecho, ya José Horacio (Alianza País) y Santiago Vilorio (PRM) presentaron un informe disidente. En lo que el hacha va y viene, estos son algunos de los temas que han dado más de qué hablar.

Los feminicidios: algunos les llaman «femicidios», otros dicen que no existe. El Código habla sobre «la muerte de una mujer por odio o menosprecio, en razón de su género»; hay muchas circunstancias distintas que podrían implicar ese odio o menosprecio, pero la principal es la del hombre que mata a su pareja o su expareja. De esos hubo al menos 4 la semana pasada, coincidencialmente la peor semana en mucho tiempo en ese tema. El Código contempla hasta 60 años de cárcel para un feminicida, dependiendo de algunas variables como que la mujer esté embarazada, o que hayan sido varias en el mismo lugar.

El aborto: se queda –hasta ahora– igualito cómo está: con el aborto totalmente prohibido. No solo que están dejando fuera las 3 causales, sino que la mujer que se haga un aborto –sin importar por qué– podría coger hasta 2 años de cárcel. Sí dejaron una eximente que permite hacer un aborto para salvar a la madre cuando ambas vidas estén en peligro, así que esto parece que protege más una protección para los médicos que para la misma madre. Se parece a la primera causal, pero no es lo mismo porque esta eximente dice que es «solo cuando se agotan todos los medios científicos y técnicos disponibles hasta donde sea posible»; la causal permite tomar esa decisión antes, si ya se sabe que la mamá estará (o está) en riesgo de muerte.


El tapón del Siglo

Como la Kennedy