Junio 14, 2021


Hay gente dichosa, y luego está el buzo que le pasó casi lo mismo que a Jonás, el de la Biblia: una ballena buscando comida se lo metió a la boca, lo mantuvo ahí por algunos 30 segundos y luego lo «escupió», a lo mejor por mal sabor. Pero bueno, ropita fresca que hoy hará un calorazo, según dicen los de Onamet.


Prendan el frízer

Que llegó Pfizer. Son casi 10 millones de dosis que hemos contratado con ellos, y por fin el viernes aterrizó un avión con las primeras 228,150. Como esa ya está probada y aprobada en menores de edad, de una vez se habilitó la vacunación para mayores de 12 años (siempre acompañados de sus padres, claro). Entre los muchachos y los que probablemente estaban esperando la Pfizer porque no se querían poner la china, los centros de vacunación se pusieron que no cabía ni una jeringa más durante el fin de semana.

A diferencia de la Sinovac, la de Pfizer tiene que mantenerse a una temperatura muchísimo más fría: entre -60 y -80 grados Celsius. Esos congeladores potentes no son tan comunes ni aquí ni en ninguna parte, así que, por el momento, solo se pudo vacunar con Pfizer sábado y domingo en unos cuantos centros de Santo Domingo, y otros tres en Santiago. La otra buena noticia es que el miércoles llega otro millón y medio de Sinovac, así que se podrá seguir de largo pinchando gente.

¿Está funcionando? Pues eso parece, durante el fin de semana tuvimos la cifra más bajita de contagios de las últimas dos semanas. Ya pasó de 6 millones el número de dosis aplicadas en RD; casi 4.5 millones de personas tienen al menos una dosis, y cerca de 2 millones completaron ambas dosis.


Operación 13

Mientras más investigan, más corrupción aparece. Eso rima, pero ya estábamos acostumbrados a los nombres marítimos de las operaciones anticorrupción del Ministerio Público. En fin, el ejército de Miriam Germán (comandado por Yeni Berenice y Wilson Camacho) activó la Operación 13, que fue el número del bolo del meneo aquel en la Lotería, a principios de mayo.

Hubo como 15 allanamientos el sábado por la tarde, y por ahí mismo se llevaron a 10 presos. En ese grupo están Luis Maisichell Dicent, el exdirector de la Lotería, quien hizo una gira por medios de comunicación diciendo que no tenía nada que ver con la marrulla; el ciego, que sí tuvo algo que ver, aunque se defendió diciendo que se dejó involucrar; y la presentadora, quien metió al medio al director cuando la interrogaron.


Todos contra China

Este fin de semana fue la reunión anual del G7, el grupo de 7 de los países más poderosos del mundo. Nada que ver con el poder económico, porque ahí no está China, que desde hace años es la segunda potencia económica mundial, y está cada vez más cerca de EE. UU. Precisamente, China fue uno de los temas más importantes de la reunión. Esto fue lo que discutieron:

La «amenaza» china

Los 7 –principalmente EE. UU.– le entraron como la conga a los chinos. Por un lado, porque dizque son una «amenaza» contra el libre comercio global. También por las supuestas violaciones a la libertad y a los Derechos Humanos: eso fue por unos reportes internacionales que dicen que en la región de Xinjiang persiguen y torturan a los uigures (una población de alrededor de 12 millones de musulmanes); también por lo de Hong Kong, donde China ha pasado varias leyes controversiales para suprimir cualquier intento de independencia; o por lo de Taiwán, que se considera un país independiente, pero para China es una provincia más.

También le pidieron a los chinos que no la pongan en china a la hora de investigar «el origen real» del coronavirus. Y anunciaron un gran plan de ayudas para construir infraestructura en los países más pobres, para echarle el pleito al proyecto chino que busca mejorar la infraestructura de la «ruta de la seda», que conecta Asia y Europa.

Los chinos no se quedaron «dao», y les mandaron a decir a EE. UU. y a los otros que eso de que ellos son los que mandan en el mundo ya se acabó hace tiempo, y ahora hay un solo sistema y orden internacional, que es el que tiene la ONU en su núcleo.

Sin olvidarse de Rusia:

Los rusos, que hasta hace poco eran parte del G8 hasta que los afuerearon, también llevaron lo suyo. El G7 llamó a Rusia a dejar su «comportamiento desestabilizador», como meterse en los sistemas democráticos de otros países, y a cumplir con sus compromisos con los derechos humanos. Ahí entra el uso de armas químicas, la represión contra el pueblo y los medios de comunicación, y la libertad que tienen los hackers rusos para hacer sus bellaquerías.

Vacunas pa’l mundo:

Los 7 se comprometieron a acabar con la pandemia de una vez por todas, y para eso donarán como 1000 millones de dosis (la mitad para este año) a países pobres, ya sea directamente o a través del mecanismo COVAX.

Pisar el acelerador contra el cambio climático:

El G7 prometió subirle un cambio a las tecnologías y políticas que permitirán hacer la transición a energías sostenibles, manteniendo la meta de cero emisiones para el 2050. También meterán unos 100,000 millones de dólares por año de aquí al 2025, para ayudar al resto del mundo a bajar las emisiones de carbono.

Un impuesto global

Esto se viene hablando desde hace tiempo, pero ahora se confirmó: el G7 quiere poner un impuesto global de mínimo 15% a los beneficios de las empresas multinacionales, independientemente de dónde esté la sede. La idea es frenar la competencia por tener la mejor tasa de impuestos, que hace que muchas compañías muevan sus sedes a otros países. Todavía tiene que ser confirmado en el G20 y después impulsado en el resto del mundo, pero esto revolucionaría las finanzas mundialmente. Eso no es bueno para todo el mundo, porque algunos países de Latinoamérica le cobran a las empresas alrededor del 30% de los beneficios, entonces irían más forzados al recibir solo el 15.

 


¡La semana más caliente de Pedidos Ya!


Llego Red Week, la semana más HOT de PedidosYa!

Ingresa a la app y aprovecha descuentos de hasta 50% y/o envío gratis  en tus restaurantes favoritos del 14 al 20 de Junio.

Pedidos Ya ¡Felicidad instantánea!


También deberías saber

Cosas del patio

  • El ministro de Deportes está más caliente que el Sol de las 12, después que se regaron dos videos: uno en el que él mismo tuvo un dime y direte con un exatleta por un nombramiento, y otro en el que Luguelín Santos, medallista olímpico, dijo que del Miderec ni lo han llamado para apoyarlo y hablar de los Juegos Olímpicos de Tokyo.

El resto del mundo

  • Se dio lo que estaba cocinando la oposición de Israel: unirse para sacar a Benjamin Netanyahu, que estaba subido en el palo desde el 2009. El nuevo primer ministro se llama Naftali Bennett. 

Gente en líos

  • El artista Onguito Wa, así, sin hache, chocó a unos motoristas ayer en Villa María, y después dijo me Wa mandar y desapareció del sitio. Todavía no aparece más que en memes de Omega, y los heridos son de gravedad, pero hasta ahora están vivos.

Las buenas